fbpx

En estos momentos de incertidumbre me encanta que muchas me escribáis contándome cómo ha sido vuestro evento y cómo lo habéis vivido porque, aunque la situación no es la idónea, el reunir a los amigos y familiares para ese día tan importante en vuestras vidas es el mejor recuerdo que podemos tener. 

En este post he recogido tres testimonios de tres eventos diferentes. Cada uno de ellos preparados de distinto modo, pero con la misma ilusión y contando con nosotros para los detalles especiales que querían entregar a sus seres queridos:

Comunión de Emilio.

Rafi, es la mamá de Emilio, que tuvo algunas dificultades para poder organizar la comunión pero el último fin de semana de Agosto, llegó el gran día para su familia. Esto es lo que me ha mandado.

“Soy Rafi, lo primero darte las gracias por todo. Al final tuvisteis que correr para poder hacernos llegar el pedido. Mil gracias de corazón . 🤗. 

Deciros que gustaron mucho a los invitados y ya me están diciendo que están buenísimas. 

Muchas gracias por todo.”

Boda de Raquel y Joel.

Raquel de la Paz, fue una de las novias valientes que decidió seguir adelante con su boda, pese a que seguramente su boda no podría ser como ella y su pareja la habían imaginado, pero lo cierto es que después de leer su testimonio, creo que como siempre digo, el amor siempre triunfa y consigue lo imposible

“Somos Joel y Raquel nuestra relación empezó hace 10 años y en Julio de 2018, en una isla preciosa de Tailandia, me pidió matrimonio. Desde ese momento ¡Faltaban dos años para nuestra boda, pero ya teníamos ganas de empezar con todo! Lo primero era el restaurante, luego el fotógrafo, la música, el vestido, los detalles, los complementos… 

Aunque teníamos casi dos años para preparar nuestro gran día, pero había mucha ilusión con los preparativos, cada mes íbamos contratando cositas y cogiendo ideas para nuestra boda.

Todo iba genial hasta que llegó el 14 de marzo y el maldito COVID-19. Sinceramente pensamos que no afectaría a nuestra boda, ya que se celebraba en Julio y todavía quedaban 4 meses por delante, pero la cosa cada vez pintaba peor y mi ilusión iba disminuyendo por momento

Gracias a mi pareja, Joel, con su positividad, decidimos seguir adelante con nuestra boda y no permitir que este bicho nos quitará la ilusión.

Fueron meses de miedos e incertidumbre, pero nosotros seguíamos adelante con todo, gracias a que nuestros familiares y amigos nos apoyaron en nuestra decisión y también gracias a los proveedores que se adaptaron en todo momento a la situación.

He de confesar que tenía mucho miedo los días previos pensando que quizás sería una boda aburrida o sin fiesta porque la gente tuviese miedo de levantarse a bailar y disfrutar. Tomamos todas las medidas necesarias para que todos nuestros invitad@s se sintieran lo mejor posible. 

En la Catedral las personas estaban separadas con distancia en los bancos, en el restaurante las mesas eran amplias y con menos personas de lo habitual, cada invitado tenía su botecito individual de gel hidroalcohólico.  El baile fue en el exterior y pusimos dos barras libres para evitar aglomeraciones.

Llegó el gran día y fue magnífico, nada que ver con lo que imaginaba que podría pasar, ¡¡fue una boda divertida, emotiva y cañera!! El mejor día de nuestra vida sin duda.

Por eso, os animo a que no perdáis la emoción y la ilusión, ya que sabemos que es muy fácil hundirse en la miseria escuchando comentarios de gente, pero pensar que realmente la gente importante estará con vosotros ese día para compartir vuestra felicidad.

Disfrutad cada momento porque pasa volando.

En cuanto a Deliciosso, solo tengo buenas palabras para Trinidad, durante el confinamiento hablamos un par de veces y me apoyó en esperar hasta último momento para hacer el pedido por si teníamos que hacer cambio de fecha, se adaptó a las circunstancias y eso dice mucho como persona. 

Los detalles fueron decorados al estilo de nuestra boda y totalmente personalizados y sólo puedo añadir  que la mermelada estaba ¡riquísima! Gracias bonita.”

Bautizo en tiempos de Covid.

El bautizo de Iván, no se celebró como tenían previsto pero eso no restó una pizca de alegría y emoción por ese día a sus padres. 

Victoria quiso compartir conmigo cómo había vivido ese día tan especial en sus vidas:

“¿Quién nos iba a decir a nosotros que nuestro hijo nacería en medio de una pandemia mundial?

Respecto a su bautizo tuvimos dudas de si seguir adelante o posponerlo hasta que el panorama fuera más positivo y poder celebrarlo con normalidad.

Tras empezar la “nueva normalidad” decidimos celebrar el bautizo ya que nos hacía especial ilusión que fuera bautizado con el faldón de su padre y si dejábamos pasar los meses ya no le iba a caber.

Aunque nos hubiera apetecido celebrarlo con ambas familias, incluyendo tíos, primos, etc. decidimos que lo mejor era ser responsables y cautos, por nuestro recién nacido y por todos, por lo que finalmente lo celebramos en petit comité.

Tan solo asistieron nuestros padres y la abuela de mi marido, en total 7 adultos y nuestro bebé.

Pese a la asistencia de tan pocas personas, a la hora de encargar los detalles del bautizo decidimos contar con todas aquellas personas que hubieran asistido si el Covid no hubiera alterado nuestros planes.

Pensamos que era un detalle bonito de cara a nuestras familias y amigos poder darles el regalo como si hubieran asistido.

Cuando empecé a organizar el bautizo tuve claro que el detalle que daríamos lo iba a encargar a Deliciosso. El año pasado le encargué unas mermeladas variadas y me encantó su presentación. En esta ocasión, para el bautizo apostamos por un bote de miel con el palo típico de madera para removerla, porque nos parece un detalle original y útil.

Decidimos personalizar la etiqueta con una foto de nuestro hijo para darle un toque especial.

Pese a las circunstancias y a ser un bautizo atípico ya que nunca hubiéramos imaginado tener que restringir el acceso, fue un día inolvidable, lo pasamos muy bien y los detalles les han encantado a todos.

Quisiera destacar la amabilidad de Trini que nos preparó los detalles de manera rapidísima y quedaron preciosos.”

Solo puedo daros las  gracias a tod@s por compartir conmigo vuestras experiencias en esos días tan especiales e importantes. 

Como habéis comentado, siempre intento adaptarme a las circunstancias de cada uno de vosotros, porque hay veces que hasta casi el último momento pueden haber cambios. Por esa razón me gusta hablar con vosotras, que me contéis lo que necesitáis para así poder plasmar en vuestros detalles todo lo que queréis. 

Gracias por confiar en mí, gracias por confiar en Deliciosso. 

Y hasta aquí el post de la semana, en breve volvemos a leernos. 

Trini

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar